''¿Le interesa este artículo?
¡A sus amigos también!
Mándeselo. (Click aquí.)''

Cerrar
 
Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
 Háganos su página de inicio

 Añadir a favoritos
  

    El Manifiesto. Periódico política y socialmente incorrecto

Hemeroteca 

Quiénes somos 

Contactar 
Miércoles, 26 de abril de 2017 
  SECCIONES     REVISTA EN PAPEL El Manifiesto: Todos los números   Director: Javier R. Portella  
El «calendaria» feminista de 2017: «Enera, febrera, marza...»
Ver más
Lo que somos. Lo que nos mueve

Javier Ruiz Portella

JESÚS J. SEBASTIÁN
La(s) Nueva(s) Derecha(s) y el movimiento identitario (y II)

JAVIER R. PORTELLA
¿Y ahora qué?

FERNANDO SÁNCHEZ DRAGÓ
La guerra de las Galias

FRANCISCO NÚÑEZ ROLDÁN
¿A cambio de qué?
Hazte amigo de elmanifiesto.com en Facebook
 Autoedición de libros
 Revistas Baratas
 Publicar una novela
 Cursos de Atención al Cliente
 Quiero publicar un libro
TRIBUNA
Jalogüín


Del mismo modo que la Semana Santa no tardará en ser confundida con las fiestas de moros y cristianos, las iglesias no tardarán en ser nada más que testigos mudos de un culto extinguido, como los templos paganos y las pirámides.
Jesús Laínz

31 de octubre de 2016
Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooRSS Imprimir esta noticia
Enviar a amigos

JESÚS LAÍNZ


Calabazas de Halloween acechan entre las verduras. ¡El Imperio ha llegado a la frutería!
Es una constante histórica que a las potencias políticas en sus épocas de grandeza les salgan imitadores. Además del caso más evidente, Roma, si España exportó su lengua, cultura y modas en el siglo XVI, Francia e Inglaterra recogieron el testigo en siglos posteriores. Pero lo que exporta la primera potencia de nuestros días no es precisamente lo elevado: la comida basura, las acrobacias de Michael Jackson y la idiotez de Halloween. Interesante síntoma.
Todas las calabazas son idénticas, perfectas, esféricas, del mismo tamaño y color. Parecen de plástico pero son de verdad. Lo artificial es el aparatoso envoltorio negro, lleno de brujas y espectros, más propio de un juguete que de una hortaliza. Al fin y al cabo se supone que no es para comer, sino para jugar.
Y que nadie eche la culpa a los yanquis: nunca ha existido nada parecido a una Halloween Exportation Agency. Si se ha imitado la cosa en otros países es porque les ha dado la gana. Si el vacío espiritual de Europa se llena con cualquier tontería llegada de la otra orilla del Atlántico o de cualquier otro lugar, no es culpa de los norteamericanos.
Lo más divertido es que estas calabazas tan monas, tan perfectas, tan clónicas que daría grima comérselas, llegadas desde la metrópoli hasta los supermercados más alejados del Imperio, nacieron en Los Alcázares, Murcia, Spain.
Del mismo modo que la Semana Santa no tardará en ser confundida con las fiestas de moros y cristianos, la tomatina de Buñol o la defenestración de la cabra de no sé donde –para lamentar lo cual no hace falta ni siquiera ser creyente–, las iglesias no tardarán en ser nada más que testigos mudos de un culto extinguido, como los templos paganos y las pirámides. Ya hoy casi sólo cumplen la función de museos para masas ajenas e irrespetuosas con el culto que allí sigue celebrándose marginalmente. Y es la propia Iglesia la que se esfuerza en vulgarizar, en profanar el carácter sacro de sus edificios, rebajando sus ceremonias en persecución de un contraproducente populismo mediante decoraciones degradantes y musiquillas tontas que a veces incluso sirven de soporte para letras disolventes. Por ejemplo, el Imagine de John Lennon durante la consagración. Debe de ser que los curas no saben inglés.
Y en cuanto a la fiesta ésta de las calabazas, no sólo ha barrido con la costumbre bisecular de representar el Tenorio de Zorrilla (¿Tenorio? ¿Zorrilla? No me suenan. ¿En qué equipo juegan?), sino que incluso ha conseguido que mientras los que peinan canas van al cementerio a depositar unas flores y dedicar una oración a sus seres queridos, la juventud más preparada de la historia de Expaña se va de fiesta disfrazada de zombi.
Si en la tradición grecolatina los muertos representaban una presencia benefactora que, generalmente a través de los sueños, aconsejaban y acompañaban a los vivos, los románticos anglosajones consiguieron hacer de ellos unas criaturas espeluznantes; y del Más allá, el reino de la oscuridad. Hasta los niños de corta edad han aprendido que eso de la muerte del cuerpo y la inmortalidad del alma consiste en un pasatiempo dedicado a asustar, perseguir, matar y comerse a la gente. De ello se han encargado hasta los colegios de monjas, donde se anima a la chavalería a celebrar el día de Todos los Santos bailando Thriller.
Esto se cae. Y no por la economía.
© El Mundo

¿Te ha gustado el artículo?
¡Dilo en tus redes sociales! ¡Ayuda a promover El Manifiesto!

Comparte esta noticia en Facebook  Comparte esta noticia en Twitter  
  Enviar a Meneamé


COMENTARIOS
viernes, 04 de noviembre de 2016

Una indulgencia a Halloween

No es un invento yanki. Es de origen celta. También se celebraba en el Norte de España antes de que llegaran los romanos. Los romanos lo adoptaron, y luego con la evangelización de tierras paganas, se cristianizó, como tantas fiestas paganas. Si en este foro defendemos las esencias europeas, estas no son sólo cristianas, también son paganas. No creo que Halloween en el Cantábrico resulte algo tan alienígena como pueda ser en la Sevilla del Tenorio o el el Valladolid de Zorrilla, por ejemplo.

# Publicado por: Progre descarriado (Ciempozuelos)
jueves, 03 de noviembre de 2016

calabazas y brujas

No es culpa de los yankis, a ellos también les están siendo arrebatados los símbolos cristianos e imponiendo todo lo materialista y consumista. Aquí son las fiestas de diciembre y allá holidays. No es casualidad que en Navidad salgan toda sarta de películas de Hollywood haciendo burla de todo lo cristiano, lo mismo q son ellos los primeros en recibir por via intravenosa la basura hollywoodiense de Halloween que luego salta el charco y ya nos la fumamos nosotros, despacito para q no nos siente mal y lo mismo los dibujos de los niños, ahi hay calabazas y brujas; nunca he visto un personaje animado rezando ante un crucifijo por sus difuntos.

# Publicado por: Requiario (Madrid )
lunes, 31 de octubre de 2016

Españoles ergo tontos y a mucha honra

A lo mejor la sociedad española no se deja influir por la norteamericana: ´´Alovin´´, etc. A lo mejor es que la sociedad española es tonta de remate. Vamos, más o menos cuarenta millones de españoles, son De mente subdesarrollada. No pasa nada. No hay por qué extrañarse. Tenemos perfecto derecho a ser tontos el culo y a que se respete nuestro retraso mental y nuestro subdesarrollo existencial. De hecho en el parlamento todos, como una piña, están reivindicando eso; que se respete la oligofrenia española. Así que, lo de ´´aloguín´´, qué más da. Digo yo.

# Publicado por: Frido (Toledo)
lunes, 31 de octubre de 2016

De acuerdo

Estoy de acuerdo con todo el artículo,y en lo tocante a la Iglesia e iglesias se queda corto. A mi acabaron de echar de la iglesia cuando echaron los granes maestros de la música y al gregoriano para meter las guitarritas y cuando pretendieron cobrar por ira a rezar o simplemente a recogerme en paz, o me dejaron un riconcito mentras que hordas de turistas entraban sin ningùn respeto, eso si, pagando su cuota, olvidando que Jesús había echado a los mercaderes del templ

# Publicado por: José A Martínez (MADRID)
lunes, 31 de octubre de 2016

Producto escolar...

No, Halloween no lo han impuesto los yankees...Para ellos es una fiesta de carnaval muy cara, que la lucen...y aqui no hay tanto dinero.
Aqui la celebracion de Halloween la han impuesto los profesores de parvularios y escolar.
Este tipo de profesorado tiene como mision politica entretener, distraer -nunca enseñar- a los estabolizados críos.
No enseñan la tabla de multiplicar, sino a llenar folios y folios con dibujhos. A cantar, A bailar grupalmente.. Y a hacerse disfraces para ello. Fiestas de nieves,. Trajes de carnaval.. y trajes de Hallowen.
Todo en plan barato. Papeles y maquillaje de ceras..
Pero año tras años.. los niños siguen celebrando esas feistas tal y como crecen. Los primeros escolares del halloweene escoñar.. hoy son papás.... Solteros, divorciados, claro, pero ahora hacen pa fistes sde sus hijos.. y siguen con la suya.
No es una moda USA , es una obra LODE;:

# Publicado por: Puig (Valencia)
lunes, 31 de octubre de 2016

ON LINE.-

No desespere, Lainz. Cómo dicen en mi pueblo, ´´más alante hay más´´. Es cuestión de tiempo. La mezcolanza cultural que propicia la transmisión incontrolada de los medios de comunicación de que ´´gozamos´´, nos procura un tsunami imposible frenar, con el irremediable destrozo de la peculiaridad nacional.
Mientras no sean atacadas de manera flagrante las arcas de oro donde se guarda la simiente de la verdadera cultura, podemos darnos con un canto en los dientes. Lo demás, lo popular, lo chabacano, que inunde la calle donde vive la chusma, la grosería, auténtica receptora de las corrientes estúpidas de otros emisores.

# Publicado por: ROBOLMO (Alceda)
lunes, 31 de octubre de 2016

Balompié

Hay otra cosa en la que los yankis no tienen culpa alguna: la religión del balompié. Esto es autóctono. Ni siquiera le echaría la culpa a los ingleses. Ellos tampoco forzaron la implantación de dicho deporte en nuestro suelo. El Recreativo de Huelva nunca tuvo tanto poder como para eso. El varón español medio ama el fútbol porque es un homosexual larvario. Se excita viendo las piernas de los fumbolistas, los abrazos, los toqueteos los goles. ¡Ay los goles! Con razón en España hay tanto homosensual.

# Publicado por: Progre descarriado (Ciempozuelos)
  AÑADIR UN COMENTARIO  
  Nombre:  
  Localidad:  
  E-mail (*):  
  Clave (*):
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado, si no lo está pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
 
  Titulo:  
  Comentario:
* La extensión máxima de los comentarios es de 1.500 caracteres. La página está destinada a efectuar comentarios puntuales y no a desarrollar largos artículos que nadie ha solicitado.
 
 
Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen de su izquierda
 
  * El e-mail nunca será visible  
      
  CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Los comentarios del website Elmanifiesto.com tienen caracter divulgativo e informativo y pretenden poner a disposición de cualquier persona la posibilidad de dar su opinión sobre las noticias y los reportajes publicados. No obstante, es preciso puntualizar lo siguiente:
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de Elmanifiesto.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Elmanifiesto.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
 
Otros artículos de Jesús Laínz
Violación por tradición
Los de Euskal Telebista tienen razón
Los vascos en el 98: lo que nunca se recuerda
El Gran Macho Blanco
La palabra que empieza por ene y otras inquisiciones
El hombre que fue Chesterton
Los bárbaros somos nosotros
La Virgen María es lesbiana y separatista
El potito demagógico
300 años
Dejen a los niños en paz
¡Fora Don Quixot!
Yo te bautizo Terminator
Demasiado amor
La peste española
Nuestro caballo de Troya
Cataluña era la región más patriótica de España en el siglo XIX
Contra la tontería
Catalonia is not Scotland
¿Por qué puede caer España?
Allons, enfants de la Catalogne!
¿España contra Cataluña?
Francia y Cataluña, historia y disparate
De la Cruzada a la Estelada
El chantaje independentista
Un libro fuera de lo común: esclavos, abstenerse
La "libertad de costumbres", esa lacra de la modernidad
Darse de baja del boletín
Ir a Portada
Páginas culturales
Lejos de Itaca
¿Madre no hay más que una?
José Vicente Pascual
1 Los nuevos reaccionarios
2 FERNANDO SÁNCHEZ DRAGÓ
La guerra de las Galias
3 JAVIER R. PORTELLA
¿Y ahora qué?
4 JESÚS J. SEBASTIÁN
La(s) Nueva(s) Derecha(s) y el movimiento identitario (y II)
5 Todo se juega hoy (y 15 días después)



Revistas Baratas


http://www.elmanifiesto.com | Aviso Legal | Política de Privacidad | Quiénes somos | Contactar |