''¿Le interesa este artículo?
¡A sus amigos también!
Mándeselo. (Click aquí.)''

Cerrar
 
Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
 Háganos su página de inicio

 Añadir a favoritos
  

    El Manifiesto. Periódico política y socialmente incorrecto

Hemeroteca 

Quiénes somos 

Contactar 
Lunes, 22 de enero de 2018 
  SECCIONES     REVISTA EN PAPEL El Manifiesto: Todos los números   Director: Javier R. Portella  
Renace Roma
Ver más
Lo que somos. Lo que nos mueve

Javier R. Portella


JESÚS LAÍNZ
Ideas para una reforma de la Constitución

JOSÉ JAVIER ESPARZA
Jack London: la entraña más primaria de la vida

SERTORIO
Imperialismo pagano

ANNA GRAU
Carta a l´Avi Josep (Pla)

FERNANDO SÁNCHEZ DRAGÓ
[email protected] [email protected]
Hazte amigo de elmanifiesto.com en Facebook
 Editar un libro
 Autoedición de libros
 Revistas Baratas
 Quiero publicar un libro
TRIBUNA
La extraña fascinación por el Che

Juan Pablo Vitali

4 de enero de 2010
Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooRSS Imprimir esta noticia
Enviar a amigos

JUAN PABLO VITALI

Me asombra cómo algunos patriotas europeos, pueden asociar su idea de revolución a la figura del Che Guevara, cuando, en realidad, tanto Guevara como todo guevarista que se precie, fusilaría a un nacionalista europeo en la primera oportunidad por “fascista” o “reaccionario”, los términos más queridos y usados por la izquierda latinoamericana. Porque a la abstracción marxista –que nunca ha sido de muchos matices– hay que sumarle el odio del comunismo tercermundista por todo lo profundamente europeo. Eso es  lo que dice el manual del buen partisano, para el cual la palabra “fascismo” y “reaccionario” tiene unos amplios y mágicos significados, que los demás ignoramos, dada su amplitud y su arbitraria utilización.
 
Es curioso cómo Guevara está estampado en las camisetas de todo burgués progresista que se precie y no lo están, en Argentina, las figuras de sus connacionales Eva Perón o el general Perón por ejemplo, que significaron de lejos políticamente mucho más que Guevara. El Che nunca quiso ser un revolucionario en su propio país, ni asumir la cultura de sus antepasados europeos más allá del marxismo, sumándose en Cuba a una revolución apoyada por los EEUU al principio y por la URSS después, convirtiéndose en cubano por adopción hasta que la revolución cubana se consolidó, para transformarse luego en un revolucionario internacionalista africano, y por último intentar hacer una revolución en Bolivia, un país que le era del todo extraño. Esa es la mentalidad abstracta del internacionalismo, con el debido respeto por el coraje personal del hombre.
 
Como contraste, el pensamiento profundo y el rol histórico de Perón como líder, general y estratega gobernante está guardado bajo varias capas de silencio. A Eva Perón la han querido convertir en estrella de Hollywood o en predecesora de Guevara, cuando sabemos que el Che fue siempre un convencido antiperonista. Todo vale para disminuir lo que al sistema realmente le molesta por ser auténtico.
 
Los revolucionarios abstractos al servicio de la URSS, siempre fueron mucho menos peligrosos y funcionales para el sistema que quien lanzara al mundo la Tercera Posición en 1947, frente a los pactos de Yalta y Potsdam, en un espacio continental concreto, con una tradición cultural definida, con posibilidades estratégicas ciertas, con un pensamiento político claro, y con un profundo arraigo popular.
 
Como estratega, como profesor de historia militar, como observador en la II guerra mundial, como oficial destacado de un ejército por entonces importante, como pensador político y como experimentado conductor, Perón tuvo que soportar que unos niños burgueses deslumbrados por las guerrillas tercermundistas le quisieran enseñar lo que es una guerra y cómo pelearla.
 
Si elegimos el romanticismo del sistema, vamos mal. Claro que si uno es europeo y  admira en secreto o en público a Mussolini, seguramente va a estar menos incómodo poniendo al lado de su foto la de Guevara, mostrando así lo amplio y progresista que resulta su pensamiento. Pero aún así, para los guevaristas del mundo seguirá siendo el mismo “fascista” y “reaccionario” de siempre.
 
No sé si el Che habrá cambiado algo al final de su vida. Algunos dicen que sí. Pero uno es el símbolo de lo que ha sido siempre. Por eso está tan de moda andar con la foto del Che, porque es lo adecuado para el tipo de rebeldía infantil y progresista que al sistema le conviene.
 
Me tocó crecer con los hombres de la primera resistencia peronista. Viví el viraje a la izquierda marxista y la reacción de la derecha liberal. No estuve con unos ni con otros. Siempre estuve con Perón, pero Perón no era eterno, y a decir verdad, resultamos como esos hijos descarriados que andan más o menos derechos mientras vive el padre.
 
La estrategia de pinzas de la izquierda marxista y de la derecha liberal la sufrimos en carne propia. Nos dejó un montón de muertos y un país devastado. No nos recuperamos nunca más. De todo eso rescato solamente a Perón –ese anciano heroico e incomprendido– y a los que permanecieron leales en una resistencia de años. Esos son los que no están en ninguna foto, en ningún libro de historia ni en ninguna camiseta progresista.
 
Lo que hizo Guevara en Sudamérica lo podría haber hecho Perón mucho mejor si hubiera querido, pero la suya era otra revolución. Lo lamento por lo bien que queda ser guevarista, algo que está de última moda entre las descerebradas clases medias consumistas y burguesas de Occidente.

¿Te ha gustado el artículo?
Su publicación ha sido posible gracias a la contribución generosa de nuestros lectores. Súmate también a ellos. ¡Une tu voz a El Manifiesto! Tu contribución, por mínima que sea, dará alas a la libertad.
Aportar
¿Te ha gustado el artículo?
¡Dilo en tus redes sociales! ¡Ayuda a promover El Manifiesto!

Comparte esta noticia en Facebook  Comparte esta noticia en Twitter  
  Enviar a Meneamé


COMENTARIOS
miércoles, 14 de abril de 2010

´´El coraje personal del hombre´´

Perfecto el título. Siempre encontramos cosas extrañamente fascinantes. No conozco Buenos Aires, pero me fascina el tango. No he viajado a Nueva Orleáns pero voy a ella al oir la trompeta de Amstrong. Mis recuerdos mejores; acudo aquí a la filosofía del tango; se anclan en lo perdido. Así, me remonto a mis mocedades en las noches caleñas. En los sesenta no faltaba allí esa convocatoria varonil a enfrentar la muerte en cualquier circunstancia, así fuera en un lance de arrabal... ´´Donde quiera que nos sorprenda la muerte bienvenida sea...´´. Nunca fui comunista; soy de la derecha moderada; a pesar de ello admiro al che. Antes no se me habia ocurrido analizar el por qué, pero, sin estarlo buscando, el texto de Vitali me lo dice: ´´...el coraje personal del hombre...´´. Es cierto que en la adolescencia trasegamos terrenos peligrosos, en ellos se ubicaba el che. Lo complejo es que muchos de mi generación y estructura lo seguimos viendo, aunque en orillas ideológicas distintas, como prototípo de luchador. Alli está ´´...el coraje personal del hombre...´´ manteniendo en nosotros el anhelo de luchar por un ideal. Obvio, cada cual en su esquina. Esta sería una respuesta al enjundioso interrogante de Vitali. Es muy de mi fondo psicológico, puede no tener recibo por puristas de estructura política, pero los romanticos somos fundamentalmente humanos.

# Publicado por: Miguel Antonio Velasco Cuevas (Popayán, Cauca, COLOMBIA.)
sábado, 09 de enero de 2010

LA CARICATURA DE GUEVARA

COINCIDO CON EL AUTOR DEL ARTICULO,JUAN PABLO VITALI, Y TAL QOMO EL LO DICE.Y COMO LO MANIFIESTA NO TAN SOLO LUCE LA CAMISETA EL BURGES PROGRESISTA. SI NO TODA CLASE SOCIAL QUE CON INFULAS REVOLUCIONARIAS Y SIN ENTENDER ALGUNOS EL PORQUE LA LLEVAN,QUE ES MAS POR SNOBISMO O IMITACION QUE QUE POR UN SENTIMIENTO O IDEAL.
COMO BIEN DICE,LOS QUE SON PERONISTAS TENDRIAN QUE LLAVAR IMPRESOS CON LA CARA DE PERÓN O EVITA QUIEN SI HICIERON UNA REVOLUCIÓN SOCIAL IMPORTANTE,QUE DE HABERSE PROFUNDISADO EN SU CONTENIDO Y EXTENSIÓN ,HOY LA ARGENTINA SERÍA DISTINTA Y GOZARÍAMOS DE LA CONSIDERACION DE TODO EL MUNDO.
LOS QUE NOS GOBERNARON APLICARON A SU CONVENIENCIA LA CATEDRA DE PERON Y ASI NOS FUE,HOY NAVEGAMOS ENTRE LOS ÚLTIMOS PAISES DEL MUNDO.HAY QUE VIVIR EL PRESENTE CON INTENSIDAD,PERO PARA SER GRANDE NECESITAMOS QUE EL PASADO NOS ILUMINE Y TENEMOS SUFICIENTE PENSAMIENTO DE NUESTROS PROHOMBRES COMO PARA EMERGER DE UNA VEZ Y PARA LOS TIEMPOS DEESTA CHATURA Y MEDIOCRIDAD,

# Publicado por: OSCAR CUNEO (sAN jUAN ARGENTINA)
miércoles, 06 de enero de 2010

Perón, la obra y el mito

Perón seguramente tenía sus defectos y habrá cometido sus errores, pero el mito lo construyeron sus opositores bombardeando al pueblo indefenso en la Plaza de Mayo, vejando el cadáver de Eva Perón, prohibiendo pronunciar su nombre y negando elecciones en nombre de la democracia durante años, entregando el país al FMI y destruyendo una justicia social basada en el trabajo. Además, la obra de Perón fue lo peor que le pudo pasar al comunismo - ese hijo putativo del capitalismo- porque se quedó sin su imprescindible presupuesto dialéctico.

# Publicado por: Juan Ulfron (Buenos Aires)
lunes, 04 de enero de 2010

Che

´´La última vez lo vi irse
entre el humo y metralla
contento y desnudo,
iba matando canallas
con su cañón de futuro´´.
Silvio Rodríguez

# Publicado por: Fernando Fernández Garganta (La Plata - Argentina)
lunes, 04 de enero de 2010

Perón no era un estadista

Coincido con Vitali en su enfoque sobre el Che Guevara.- Es preciso y certero su comentario.- Discrepo en su apreciación sobre Perón.- No se que edad tiene Vitali pero yo, que soy de 1937, viví de niño y de joven el primero y el segundo gobierno de Perón.- Para mi era un oportunista imbuído en teorías económicas mal leídas y peor aprendidas.- El libro ´´Peron 1895/1952´´ de Joseph Page es para mi uno de los pocos tratados imparciales sobre Perón.- Allí se ven sus virtudes y se explican sus miserias.- ´´Yo soy yo y las circunstancias´´ y estas últimas hay que conocerlas para entender el porqué del proceder de Perón.- Hay que humanizarlo; tienen que dejar de idolatrarlo.- Conociendo su ´´curriculum vitae´´ se lo puede llegar a entender y hasta aceptar de no ser así saldremos de las antinomias.-

# Publicado por: Juan Florencio Puchulu (Ciudad de Buenos Aires)
lunes, 04 de enero de 2010

LA VERDAD NI TEME NI OFENDE

Maravilloso articulo que seguro a muchos escandalizará, pero LA VERDAD NI TEME, NI OFENDE y como aqui se hace hay gritarla a los cuatro vientos a ver si nuestra sociedad dormida, drogada y egoista reacciona y peleando por LA JUSTICIA, recupera LA LIBERTAD Y LA DIGNIDAD HUMANA.

Muchas gracias y un abrazo

# Publicado por: José Manuel Núñez Royo (Alcañiz (Teruel) España)
  AÑADIR UN COMENTARIO  
  Nombre:  
  Localidad:  
  E-mail (*):  
  Clave (*):
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado, si no lo está pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
 
  Titulo:  
  Comentario:
* La extensión máxima de los comentarios es de 1.500 caracteres. La página está destinada a efectuar comentarios puntuales y no a desarrollar largos artículos que nadie ha solicitado.
 
 
Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen de su izquierda
 
  * El e-mail nunca será visible  
      
  CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Los comentarios del website Elmanifiesto.com tienen caracter divulgativo e informativo y pretenden poner a disposición de cualquier persona la posibilidad de dar su opinión sobre las noticias y los reportajes publicados. No obstante, es preciso puntualizar lo siguiente:
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de Elmanifiesto.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Elmanifiesto.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
 
Otros artículos de Juan Pablo Vitali
Una revolución social e identitaria
Posteuropeos
El pancriollismo
Por una revolución cultural
Nostalgia de Europa
Y el camarada Dugin se metió con Argentina
Los histéricos
Cultura y militancia
"Ellos y nosotros"
Argentina: de país europeo a país sudaca
Europa vista desde el otro lado de la mar
Es hora de definiciones
Ser criollo
¿Una religión única, verdadera y universal?
El mundo nunca fue un lecho de rosas
Separarse, ¿para generar qué?
Del comunismo al capitalismo. O de oca a oca, y tiro porque me toca
El criollismo
La lengua, la fuente de todo
Brasil y Egipto: dos malos alumnos del mundo globalizado
El último hombre blanco
La identidad de los pueblos indígenas
Matar al Otro
Saludo, desde el otro lado del mar, a Dominique Venner
Ruina
Se le apareció el pajarito de Chávez
Inglaterra y Argentina
Escupir sobre los padres. Odiarse a sí mismo
El Papa y nuestros amigos argentinos
En la muerte de Chávez
El racismo antiblanco y anticriollo en América
Argentinos y españoles
Cierto sentido romano de la vida y del poder…
Tampoco la Guerra Civil de EE. UU. fue lo que nos han dicho
El gran destino de una lengua
España y América. América y España
¿Cree usted en el Progreso?
El arraigo
20-N: Gran huelga general (en Argentina)
Argentina se echa a la calle
Si alguien quiere hacer algo... ya seremos dos
Crear un mundo
12 de Octubre de 1492
12 de Octubre de 2012
Los Estados-empresa
¿América Latina = América romana?
Los griegos no necesitaban la ecología
Muere Gore Vidal. "Crece el desierto"...
La homosexualidad
El sectarismo político
De dioses y religiones
Darse de baja del boletín
Ir a Portada
Páginas culturales
1 Escipión era franquista
2 SERTORIO
Imperialismo pagano
3 Masturbarse es violar por telepatía
4 JOSÉ JAVIER ESPARZA
Jack London: la entraña más primaria de la vida
5 JESÚS LAÍNZ
Ideas para una reforma de la Constitución



Revistas Baratas


http://www.elmanifiesto.com | Aviso Legal | Política de Privacidad | Quiénes somos | Contactar |