''¿Le interesa este artículo?
¡A sus amigos también!
Mándeselo. (Click aquí.)''

Cerrar
 
Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
 Háganos su página de inicio

 Añadir a favoritos
  

    El Manifiesto. Periódico política y socialmente incorrecto

Hemeroteca 

Quiénes somos 

Contactar 
Viernes, 15 de diciembre de 2017 
  SECCIONES     REVISTA EN PAPEL El Manifiesto: Todos los números   Director: Javier R. Portella  
"Durante los próximos 1.700 años todo Occidente pensará y vivirá según la manera catalana"
Ver más
Lo que somos. Lo que nos mueve

Javier R. Portella

SERTORIO
La nueva desigualdad

FERNANDO SÁNCHEZ DRAGÓ
Tuiteo y tuteo
Hazte amigo de elmanifiesto.com en Facebook
 Editar un libro
 Autoedición de libros
 Revistas Baratas
 Quiero publicar un libro
TRIBUNA
Cierto sentido romano de la vida y del poder…

Juan Pablo Vitali

13 de febrero de 2013
Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooRSS Imprimir esta noticia
Enviar a amigos

JUAN PABLO VITALI

 Cierto sentido romano de la vida y del poder, me indica interiormente, me dice claramente que es justo castigar a quienes vayan en contra de su comunidad, de su gente, de la sociedad, de la civitas. Me parece lógico que una comunidad organizada en torno a sus criterios valorativos, a su tradición, en suma: a las jerarquías orgánicas asumidas por un pueblo las defienda, aún celosamente. 

Es justo que así sea. Lo que nunca pude entender ni creo que vaya a comprender jamás y me repugna, es esa necesidad de algunos de avanzar sobre los espíritus, de ordenar el interior de las personas en orden a un dogma unitario, totalitario, absoluto. Y me repugna en cualquier caso. El fanatismo religioso anula al hombre y deja sin efecto sus búsquedas interiores ¿Qué habría de buscar una persona ocupada en proclamar, en imponer, en uniformar las almas por dentro según criterios inamovibles?
 
Cortar la mano a un ladrón es sin duda bestial ¿Pero no lo es más prender fuego a los cuerpos para meterse en las almas? O apalear, o apedrear, o cercenar libertades interiores de cualquier clase. Las persecuciones religiosas como forma de totalitarismo no se conforman con sustraer al perseguido su libertad material y ambulatoria, necesitan meterse dentro de la persona y quitarle la libertad más preciada del hombre, lo que hace que la persona sea tal: me refiero a la libertad espiritual, al criterio, al sentimiento, al sagrado intento de cada uno por resolver lo que es muy difícil de resolver, sobre todo con una llama debajo de los pies.
 
Esa imposición tan cara a los monoteísmos religiosos no puede claro atribuírse a los fieles           -aunque estos como masa enardecida hagan las cosas que hacen todas las masas enardecidas- sino más bien a las estructuras políticas de las organizaciones religiosas, que al parecer creen tener cada una de ellas el depósito de una verdad única e igualitaria para cada espíritu, le guste o no lo guste a cada cual. Es, digamos, una búsqueda colectiva depositada, como si la espiritualidad fuera dinero puesto en un banco que garatiza el interés de la luz eterna a cambio de una ciega obediencia. A la gente le gusta lo fácil, lo que da garantías de un resultado terrenal o supraterrenal con sólo creer en ese resultado. Así es el reino de dios, igual a la sociedad si clases de los marxistas. Nadie los ha visto, pero todos los progresistas saben que la historia va hacia ese lugar idílico indefectiblemente, al menos si la mayoría cree en él.
 
Yo no me meto en las almas ajenas, sólo tomo contacto con alguna de ellas cuando eso puede darse –y sabemos que no es frecuente- No digo que esté mal ser cristiano, ni islámico, ni judío. Es problema de cada uno. Si ser una u otra cosa es determinante políticamente, no lo será por la sincera búsqueda de las almas, sino por la cruel búsqueda del poder. Estoy sin embargo algo cansado y molesto de escuchar decir por ejemplo que los griegos –esos genios de la cultura y el pensamiento- solamente pensaron para preparar la venida de uno u otro de los dioses únicos que nos rodean, que su existencia y esfuerzo fueron para preparar algo que está por encima de ellos ¡Qué soberbia y ridícula afirmación! ¿No es eso insultar y ofender? ¿No es insultar y ofender decir “pagano” a alguien como si se estuviera escupiendo en el piso? ¿Por qué no dicen la verdad? Por qué no dicen: ésta es una lucha de poder entre dioses únicos hasta que quede uno sólo y se haga con la cosecha total de las almas para siempre. Y con las almas el resto, lo material claro está. Esa soterrada vigilancia que hace ser más o menos a una persona según la religión y las creencias espirituales que profese, suena demasiado a histeria controladora. Yo que soy pagano, no puedo sentir así. Después de todo, fuimos nosotros quienes en la antigua Grecia, desciframos las posibilidades del conocimiento sin necesidad de imponérselas a nadie. Después de todo, fuimos los paganos quienes sentamos las bases de todo aquello sobre lo que el hombre europeo cimentó su civilización. Por eso nuestro derecho defiende a la comunidad sin destripar las almas, que pertenecen a un orden que reconocemos ajeno. Y no es eso una falsa humildad hipócrita que esconde un interés, es solamente sentido común, la base sustancial del pensamiento, lo que nos aleja de la histeria masificante. Una histeria que en los que están arriba de cualquier estructura se llama control, ya sea este material o espiritual.

¿Te ha gustado el artículo?
¡Dilo en tus redes sociales! ¡Ayuda a promover El Manifiesto!

Comparte esta noticia en Facebook  Comparte esta noticia en Twitter  
  Enviar a Meneamé


COMENTARIOS
martes, 26 de febrero de 2013

LA IGLESIA NO MONOPOLIZA LA VERDAD

´´DECLARACION SOBRE LAS RELIGIONES NO CRISTIANAS número 2: ´´exhorta a sus hijos a que con prudencia y caridad, mediante el diálogo y la colaboración con los adeptos de otras religiones... reconozcan, guarden y promuevan aquellos bienes espirituales y morales, así como los valores socioculturales que en ellos existen´´! Este es un ejemplo de los muchos que se contienen en los documentos del Vaticano II y encíclicas posteriores que reconocen la existencia de valores dignos de respeto en ámbitos distintos de la Iglesia

# Publicado por: FUENTE (FUENTEALBILA)
miércoles, 20 de febrero de 2013

¿INVENTORES DE LAS BASES DE LA CIVILIZACIÓN EUROPEA?

No nos ufanemos tanto de la civilización greco-romana pues ambas han teorizado mucho sobre la democracia pero se han muerto sin llevarla a la práctica. La democracia es una conquista occidental (aún no consumada) y algo habrá tenido que ver la sucesora ideología religiosa dominante durante siglos.
Platón distinguió bien el conocimiento sensitivo, basado en la realidad transitoria y el intelectivo, generalista y permanente, aunque derive de aquél. Pero no tengo claro que esta herencia se ejercite en su escrito. La casuística que describe, por cierto exclusivamente religiosa, no corresponde a nuestra realidad y sin embargo olvida los más recientes ejercicios fanáticos con fundamento totalitario, algo ajeno incluso a los monoteísmos religiosos (salvo uno).
Nadie puede cabalgar sobre la libertad interior. Léase ´´El hombre en busca de sentido´´..
Ni la Iglesia pretende tener ´´el depósito de la verdad. Léase ´´Gaudium et spes´´ del concilio Vaticano II.


# Publicado por: Fuente (Fuentealbilla)
jueves, 14 de febrero de 2013

A GONZALO Y JUAN PABLO

Gonzalo, pues claro que necesitamos un nuevo mito fundacional, pero ¿viviremos para conocerlo? Esto es un enigma, así que como no tenemos otra, sigamos al menos manteniendo encendido el fuego y cabalgando el tigre que nos ha tocado.
Juan Pablo, gracias a tí por haber reavivado la llama de la Tradición.

# Publicado por: M Luisa Ottomano Queraltó (Alcalá de Guadaíra)
jueves, 14 de febrero de 2013

Agradecimiento

Estimados M Luisa y Gonzalo. Tener lectores como ustedes da ánimos para seguir escribiendo. Los comentarios que hacen son mucho más que eso: son reflexiones de una calidad e importancia que mejoran y completan el artículo. Les estoy agradecido.

# Publicado por: Juan Pablo Vitali (La Plata)
miércoles, 13 de febrero de 2013

Nuevo mito fundacional

Seguro que en este punto estaremos de acuerdo. br br Partiendo de la obvia decadencia que padece nuestra civilización, creo que lo ésta necesita es un nuevo mito fundacional. Reconozco que el impulso del cristianismo está agotado. Pero aquí esta el meollo de la cuestión. Con qué lo sustituimos?

# Publicado por: Gonzalo Esteban (Madrid)
miércoles, 13 de febrero de 2013

RESPUESTA A GONZALO

Pero Gonzalo, das una excesiva importancia al credo cuando la voluntad es lo importante. Por una parte dije Krishna como pude haber dicho Orfeo o Mitra. Por otra parte aquí no se está menospreciando al occidente cristianizado, solo digo que el profesar ese credo fue una cuestión circunstancial, pues del mismo modo que lo profesaba, ahora está dejando de profesarlo y no por ello vamos a dejar de ser y sentir lo que somos, al menos la minoría que hemos podido despertar. Sí te concedo el hecho de que mejor es creer al menos en el dios antropomorfizado de los cristianos que ser un rematado materialista.

# Publicado por: M Luisa Ottomano Queraltó (Alcalá de Guadaíra)
miércoles, 13 de febrero de 2013

Conclusión

Reitero que no soy católico, pero la deuda que culturalmente tengo con el cristianismo es muy alta. Y con ello no minusvaloro de ningún modo la herencia griega y romana. Sólo digo que lo que somos es una síntesis de las tres y menospreciar una en beneficio de otra es una estupidez.

# Publicado por: Gonzalo Esteban (Madrid)
miércoles, 13 de febrero de 2013

Sí pero no.

Uno de mis pensadores de cabecera es Julio César Evola, una de cuyas obras principales lleva por título ´´Imperialismo pagano´´, y cuyo sistema filosófica se aleja frecuentemente del ámbito cristiano. Al igual que, por ejemplo, Schopenhauer se sintió atraído por la idea de lo trascendente presente en el mundo oriental. Evidentemente, no niego que existen múltiples vías para alcanzar esa elevación espritual que todo hombre persigue.

No obstante, dejando a un lado el Imperio Romano desaparecido por consunción, lo que resulta irrefutable es que nuestra cultura ha alcanzadado elevadas cotas de esplendor bajo el signo de la cruz. Podemos hablar de pintura, arquitectura, escultura, literatura, filosofía... (eso sí, sin poner en duda la fabulosa herencia grecolatina). No creo bajo la advocación de Krishna o cualquier otra deidad de la antigedad el resultado hubiese sido el mismo.

¿No resulta sorprendente la facilidad con la que Occidente asimiló la nueva ´´religión del desierto´´ convirtiendo a ésta en algo propio?



# Publicado por: Gonzalo Esteban (Madrid)
miércoles, 13 de febrero de 2013

ANATEMAS

Gonzalo, pues claro que todo lo apuntado por tí está escrito con letras de oro en el devenir de la historia. Son hechos maravillosos protagonizados por espíritus elevados, cuya adscripción religiosa en lo formal nada tiene que ver con el ímpetu de su fé. Si ellos hubiesen nacido antes de Cristo ¿crees que entonces no hubiesen dado la talla? Yo creo que sí y no desprecio en absoluto la fé en el Salvador que ellos profesaron porque fue el caballo mágico que convirtió sus sueños en realidad, solo digo -con Juan Pablo- que la fé es cosa de cada cual y no se puede anatemizar a quien vibre, por ejemplo, con Krishna en lugar de con Cristo

# Publicado por: M Luisa Ottomano Queraltó (Alcalá de Guadaíra)
miércoles, 13 de febrero de 2013

Más acerca del cristianismo

Vaya por delante que en mi opinión el impulso ´´vital´´ que, siglos atrás, poseyó al cristianismo, hogaño está más que escloritizado.

Pero desdeñar la fuerza que empujó, por ejemplo, a los primeros cruzados en los campos de Clermont a atravesar el mundo hasta tierra santa, a los conquistadores españoles que arriesgando sus vidas y haciendas emprendieron una maravillosa aventura, al César Carlos y su hijo Felipe II que, errados o no, antepusieron la fe de sus ascentros a todo. La conquista de Túnez por el primero, Juan de Austria y Lepanto. Tirso y Calderón, el ´´siglo de oro´´. El románico y el gótico. Aun los rudos tercios que en nuestra guerra marcharon al frente en defensa de su Dios y de su Patria, etc, etc, etc, etc. Minusvalorar todo esto es un despropósito. Forma, nos guste o no, parte de nuestras raíces.



# Publicado por: Gonzalo Esteban (Madrid)
miércoles, 13 de febrero de 2013

PAGANOS Y CRISTIANOS

Juan Pablo; es una maravilla lo que dices. Somos muchos los paganos que sufrimos las humillaciones de quienes se creen con la patente de la espiritualidad, con ese dios antropomorfizado, ese fantoche ridículo que fulmina con su rayo a quienes le desobedecen. Recomiendo que lean a H.P.Blavatsky y descubran la trayectoria de las religiones ´´reveladas´´. Y conste que no voy contra los avataras o mensajeros de lo sagrado que fueron Moisés, Jesús o Mahoma, sino contra el subproducto en el que los hombres han convertido su mensaje.

# Publicado por: M Luisa Ottomano Queraltó (Alcalá de Guadaíra)
miércoles, 13 de febrero de 2013

En torno al paganismo.

Primero. Leí hace tiempo con interés el libro de Alain de Benoist ¿Cómo se puede ser pagano? editado por Nueva República. El deslumbramiento inicial debido a la novedad de lo expuesto por el autor, dio paso finalmente al escepticismo. Como ejercicio intelectual, encuentro la obra atrevida y agradezco el esfuerzo del autor por intentar explicar, sin atisbo alguno de proselitismo, su tesis. Pero, al igual que con Dominique Venner, hay algo en mi enterior que se rebela. Que ve cierta ´´pose´´ intelectualoide en su defensa del paganismo (ojo, no confundir con los movimientos New Age que ambos autores detestan).

Hay algo en mi enterior que me impele, pese a mis esfuerzos intelectuales por alejar tales impulsos, a encontrarme más cerca del catolicismo que de las posturas paganas. Culturalmente, ahora no tengo dudas: soy un ferviente católico.

# Publicado por: Gonzalo Esteban (Madrid)
  AÑADIR UN COMENTARIO  
  Nombre:  
  Localidad:  
  E-mail (*):  
  Clave (*):
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado, si no lo está pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
 
  Titulo:  
  Comentario:
* La extensión máxima de los comentarios es de 1.500 caracteres. La página está destinada a efectuar comentarios puntuales y no a desarrollar largos artículos que nadie ha solicitado.
 
 
Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen de su izquierda
 
  * El e-mail nunca será visible  
      
  CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Los comentarios del website Elmanifiesto.com tienen caracter divulgativo e informativo y pretenden poner a disposición de cualquier persona la posibilidad de dar su opinión sobre las noticias y los reportajes publicados. No obstante, es preciso puntualizar lo siguiente:
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de Elmanifiesto.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Elmanifiesto.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
 
Otros artículos de Juan Pablo Vitali
Una revolución social e identitaria
Posteuropeos
El pancriollismo
Por una revolución cultural
Nostalgia de Europa
Y el camarada Dugin se metió con Argentina
Los histéricos
Cultura y militancia
"Ellos y nosotros"
Argentina: de país europeo a país sudaca
Europa vista desde el otro lado de la mar
Es hora de definiciones
Ser criollo
¿Una religión única, verdadera y universal?
El mundo nunca fue un lecho de rosas
Separarse, ¿para generar qué?
Del comunismo al capitalismo. O de oca a oca, y tiro porque me toca
El criollismo
La lengua, la fuente de todo
Brasil y Egipto: dos malos alumnos del mundo globalizado
El último hombre blanco
La identidad de los pueblos indígenas
Matar al Otro
Saludo, desde el otro lado del mar, a Dominique Venner
Ruina
Se le apareció el pajarito de Chávez
Inglaterra y Argentina
Escupir sobre los padres. Odiarse a sí mismo
El Papa y nuestros amigos argentinos
En la muerte de Chávez
El racismo antiblanco y anticriollo en América
Argentinos y españoles
Tampoco la Guerra Civil de EE. UU. fue lo que nos han dicho
El gran destino de una lengua
España y América. América y España
¿Cree usted en el Progreso?
El arraigo
20-N: Gran huelga general (en Argentina)
Argentina se echa a la calle
Si alguien quiere hacer algo... ya seremos dos
Crear un mundo
12 de Octubre de 1492
12 de Octubre de 2012
Los Estados-empresa
¿América Latina = América romana?
Los griegos no necesitaban la ecología
Muere Gore Vidal. "Crece el desierto"...
La homosexualidad
El sectarismo político
De dioses y religiones
Los "top manta"
Darse de baja del boletín
Ir a Portada
Páginas culturales
1 SERTORIO
Víctor Laínez, ¡Presente!
2 SERTORIO
La nueva desigualdad
3 Las golfas-monjas
4 Tórtolos...
5 Autocentrar el desarrollo para poner fin a la mundialización neoliberal



Revistas Baratas


http://www.elmanifiesto.com | Aviso Legal | Política de Privacidad | Quiénes somos | Contactar |